sábado, 27 de junio de 2009

Anoche




Anoche entre mis sabanas te soñé
enredado entre mis piernas
anudándote a mis brazos
ahogando la sed de nuestros labios.






Anoche eras tú, era yo, éramos los dos
unidos en uno solo en un instante infinito
lleno de deseos y pasiones ardientes
anoche fui tuya y tu fuiste mío.







2 comentarios:

J. eMe. dijo...

... Anoche tu cuerpo se hizo presente en mi, anudado a mi, entregado a mi, fundido en mi, por ti, para mi, en ti... Anoche, dejaste de ser sólo un bello sueño...


Esta noche...

J. eMe. dijo...

Bebo, te bebo
en las mansiones líquidas
del paladar
y en la humedad radiante de tus ingles,
mientras tu propia lengua me recorre
y baja,
retráctil y prensil, como la lengua
oscura de la lluvia...


Esta noche...